¿Qué es el Branded Marketing y por qué deberías incluirlo en tu estrategia?
Rate this post

El Branded Marketing es una técnica que está muy emparentada con el llamado Marketing de Contenidos. Se trata de un modo de comunicación similar al de la publicidad que busca establecer conexiones emocionales a largo plazo con sus clientes para promocionar de modo no intrusivo los productos y servicios de una marca.

De este modo, lo que se persigue es fijar la asociación de determinados valores y filosofías a la firma. Por ejemplo, es casi automático relacionar Starbucks con el estilo de vida hipster o Zucaritas con el aumento de energía para hacer deportes. Esto puedes trasladarlo a cualquier otra marca que conozcas, sobre todo aprovechando las actuales tendencias hacia la vida sana y la protección de la ecología.

¿El Brand Marketing es una técnica nueva?

En realidad no, tiene ya varias décadas. Sin embargo, es en la actualidad que recobró su importancia debido al auge de los bloqueadores de publicidad en internet. Entonces, el BM surge como una respuesta a los nuevos desafíos que enfrentan los comunicadores:

  • Capturar la atención de los usuarios en menos tiempo
  • Respetar el espacio personal de dichos usuarios
  • Proporcionar información relevante a través del entretenimiento

Porque sí, entretener es su objetivo principal, a diferencia del marketing de contenidos que busca únicamente dale un valor agregado en información a sus productos para luego difundirlos en diversos canales.

¿En qué se basa el Branded Marketing?

En el storytelling, principalmente. La capacidad de crear relatos e historias que resulten interesantes alrededor de los productos es una excelente forma de fidelizar al cliente y retener al usuario que recién llega. Esto se traduce en un claro aumento del engagement.

En este punto hay algo que no debe dejarse pasar por alto: El desarrollo de este tipo de contenidos debe estar enmarcado en una estrategia transmedia.

¿Por qué deberías implementar Branded Marketing en tu estrategia?

Antes que nada, porque es un medio eficaz para llegar a públicos que hasta el momento te resultaban inaccesibles. Por otro lado, permite conocer más a fondo el perfil de tus clientes para así ajustar y segmentar cada vez mejor cada campaña. Además, establecer una relación emocional con ellos mejorará tu imagen corporativa y aumentará las posibilidades de que con un menor presupuesto la viralización sea más rápida e impactante.

No olvides que un buen video, por ejemplo, bien podría generar repercusiones gratuitas en otros medios de comunicación, expandiendo así tu mensaje en todos los niveles.